The Godfather, Revenge is a dish best served cold

The Godfather, Revenge is a dish best served cold

por Javier Benitez Martínez

Título: The Godfather
Año: 1972
País: Estados Unidos
Dirección: Francis Ford Coppola
Guion: Francis Ford Coppola, Mario Puzo (Novela: Mario Puzo)
Reparto: Marlon Brando, Al Pacino, James Caan, Robert Duvall, Diane Keaton, John Cazale, Talia Shire, Richard S. Castellano, Sterling Hayden, Gianni Russo, Rudy Bond, John Marley, Richard Conte, Al Lettieri, Abe Vigoda, Franco Citti, Lenny Montana, Al Martino, Joe Spinell, Simonetta Stefanelli, Morgana King, Alex Rocco, John Martino, Salvatore Corsitto, Richard Bright, Tony Giorgio, Vito Scotti, Jeannie Linero, Julie Gregg, Angelo Infanti, Corrado Gaipa,  Saro Urzi

Never hate your enemies. It affects your judgment


Una de las mejores películas de todos los tiempos, las actuaciones impecables, la música sobresaliente, la trama te atrapa de principio a fin, la ambientación, el ritmo. Coppola logra una obra maestra al presentarnos la vida de la mafia italiana en New York. A pesar de ser una película llena de violencia va más allá y logra presentar un cuadro diferente del italo–americano.

La trama es sencilla: Joven se hace cargo del negocio familiar. El joven es el tercer hijo del Capo, el negocio es ser parte de la mafia italiana a cargo de la corrupción, contrabando, y cualquier negocio sucio. La locación es New York. Y el hijo, lo último que quiere es ser parte del negocio.

The Godfather es la historia de la sucesión al trono. Vito Corleone es el jefe de la familia y el hombre con todos los contactos y el poder en New York. Siempre hay enemigos, alguien interesado en subir en el escalafón por lo que tratarán de ir en contra de la familia y es ahí donde los hijos tendrán que luchar por sobrevivir, así como decidir quién queda a cargo.

Leer también: 10 curiosidades de El Padrino

I'll make him an offer he can't refuse


No hay que engañarse es una película de gangsters, hay muerte y todo tipo de violencia, y existe el honor y los códigos. Las costumbres del viejo continente se repiten, la vendetta y el respeto a la familia lo es todo, pero también es un romanticismo a la mafia italiana.


En The Godfather no hay nadie bueno, no es la historia del bien contra el mal, el héroe que salva a todos. Veremos el desarrollo de cada uno de los personajes cuando se confrontan con la posible muerte del Pater familias. Tendrán que transformarse o morir para poder sacar a la familia adelante. Al final es una historia familiar donde los valores son respetados, la traición se paga con la muerte y los enemigos son eliminados.

Tal vez te interesen estas entradas

facebook