Pink Floyd The Wall, 36 años después

Titulo: Pink Floyd The Wall

Just Another Brick in the Wall

Año: 1982

País: Inglaterra

Director: Alan Parker

Escritores: Roger Waters (album "The Wall"), Roger Waters (screenplay)

Actores: Bob Geldof, Christine Hargreaves, James Laurenson

¿Escuchaste las bombas caer?


¿En realidad los tiempos cambian? o ¿es el tiempo el que nos cambia? Pink Floyd The Wall es un musical, un documental, una película de protesta, de denuncia, una desgarradora tragedia; o como dice Roger Waters, es sólo otro ladrillo en la pared. Alan Parker logra llevar a la pantalla esta alucinante y rabiosa película que al pasar de los años sigue estando vigente.

La trama de la película es sencilla. Niño traumado crece y se vuelve estrella de rock. Ahora vamos a “llenar los espacios vacíos”: el protagonista es un niño sobre protegido por una madre posesiva, resultado de la muerte del padre en la Segunda Guerra Mundial. Escena tras escena Roger Waters (vocalista de la banda) nos presiona con esta imagen oscura y temerosa de una Inglaterra desgarrada por la guerra.

Pink Floyd The Wall, 36 años después

Is there anybody out there?


Cada elemento, cada canción, van conformando este fabuloso muro que nos rodea, que nos excluye de la sociedad y nos vuelve una parte del engranaje de la maquinaria que espera devorarnos. Pink Floyd The Wall denuncia a los cuatro vientos el estado de la sociedad inglesa, su educación, su gobierno, su gente, sobre todo, como en Matrix, trata de despertarnos del sueño eterno de vivir como esclavos de un sistema que nos oprime.

Good bye blue sky


En el viaje de la vida, cada estación nos brinda una experiencia que nos vuelve la suma de lo que somos, en Pink Floyd The Wall es lo mismo, cada canción, cada escena va creando la vida del protagonista, que es la vida de un país y de una época que a pesar de ser distante no deja de ser igual. El grupo Pink Floyd logra trascender el tiempo mismo, crea una sinfonía que se repite generación tras generación. El autoritarismo, la violencia, la discriminación, el dolor y el abandono son parte de nuestra realidad, somos parte de máquina y debemos ser juzgados por el pecado de tratar de ser humanos y tener sentimientos.

[embed]https://www.youtube.com/watch?v=YR5ApYxkU-U[/embed]

Tal vez te interesen estas entradas

facebook