Santería, una religión milenaria y plebeya

Santería, una religión milenaria y plebeya

Autor: Leonardo Fausto Torres Ramirez

La santería tiene sus orígenes en África en tiempos muy remotos. Prueba de ello es que, incluso la misma Biblia hace mención de ella. Se dice que el faraón egipcio mandó a traer “hechiceros” de los rincones más hostiles de África, para que le ayudaran a acabar con las plagas enviadas por Dios, a través de su profeta Moisés.

En tiempos de la conquista de América, los europeos trajeron a los esclavos negros al Caribe, a los actuales países de Cuba, República Dominicana, Curazao, Guadalupe, etc.  La finalidad por la que fueron traídos dichos esclavos, es porque en estos países había pocos indios para ponerlos a trabajar, es decir, hacía falta mano de obra, y los negros vinieron a resolver este problema.

Sin embargo los esclavos trajeron consigo su religión, misma que terminó por mezclarse con el culto de los pocos nativos indios que había en estas islas. Posteriormente, los frailes católicos realizaron una evangelización, el resultado final: una mezcla impresionante de diferentes culturas, terminaron por darle origen a lo que actualmente se le llama Santería.

Santería, una religión milenaria y plebeya

Santería en el Siglo XXI


La Santería no es una sola religión, existen diferentes clasificaciones dentro de la misma: tenemos la llamada Regla de Congo, cuyo origen surge como su nombre lo dice, en el valle del Congo, en África. Tenemos también el llamado Palo Mayombe, este culto se caracteriza por “esclavizar” el alma de los muertos para que se conviertan en tus sirvientes.  También tenemos el vudú, un culto que se enfoca en la elaboración de muñecos a través de los cuales se le puede causar daño a una persona en especial.



La Santería contempla que cada uno de los llamados santos tiene un nombre africano y un nombre europeo. Los más conocidos por ejemplo: Elegua, es el Santo Niño de Atocha (su labor es abrir los caminos de las personas). Obatalá, es la virgen de las Mercedes (su labor es darle estabilidad mental a las personas, es la parte pensante de un individuo. Shan go, su nombre católico es Santa Bárbara (se encarga de librar las más feroces batallas en la vida de una persona).

Esta ejemplificación de los santos, es justamente la clara muestra de todo un proceso histórico, en el cual se terminaron unificando diferentes religiones. Se puede apreciar claramente en los nombres, una mezcla entre las religiones africanas y la religión católica.

Como vemos, la santería es una religión milenaria y de orígenes plebeyos. Cuéntanos, ¿cúal es tu opinión de esta religión? Deja tus comentarios.

Tal vez te interesen estas entradas

facebook